ULTIMO MOMENTO

 +5491127678781

miércoles, 12 de Diciembre de 2018
  • SDW
  • SDW
  • image
Tenemos 17674  visitas y 487  usuarios registrados en línea

Nothing found!

  • image
  • image
  • image
  • image

La botadura de un pesquero fue todo un acontecimiento en el puerto Caleta Paula

05/12/2018 11:49

Una sensación de reactivación volvió a embargar ayer a la cíclica industria pesquera con la botadura de un barco de costa en el puerto Caleta Paula. Fue la primera vez que se produce un acontecimiento de este tipo en el recinto de mar interior que fuera inaugurado hace dos décadas y adquiere mayor dimensión porque se concretó un proyecto de tres jóvenes empresarios locales.

Transcurrían las 14 cuando los brazos de dos poderosas grúas izaron desde el muelle principal al “Don Julio I”, de 12 metros de eslora, destinado principalmente a la captura de merluza para comercializarla en el mercado regional, pero también con posibilidades de exportación.

Antes de ello la madrina de la nave, Valeria Dalesio, hizo estallar una botella de champagne contra la quilla y decenas de personas que se hallaban en la amplia explanada lanzaron gritos de júbilo y aplaudieron, como mensaje de buenos augurios para los emprendedores, los tripulantes y toda la familia de la pesca que centra en ese lugar su fuente de trabajo.

LO HICIERON RENACER

El barco estaba inactivo en un astillero de Benavídez (cerca de Tigre) y tenía otro nombre (El Tozudo) cuando fue comprado hace unos cinco meses en Buenos Aires por Angel Angenelo, Diego Dalesio y César Maldonado, por lo cual tuvo que ser reacondicionado a nuevo e incorporarle todo el equipamiento que exige un órgano contralor de la Prefectura Naval Argentina.

Todo ello demandó una inversión de casi 400 mil dólares, algo no habitual para una época de recesión económica, pero los jóvenes empresarios estaban decididos a llevar adelante el proyecto que venían gestando desde hace muchos años y además tenían en cuenta las expectativas que deparaba el importante caladero de merluza, a no más de 25 millas de estas costas.

REPLANTEO TECNICO

El barco fue ingresado a un taller naval local, propiedad de Charlie Gotiandia, y además contrataron los servicios de un ingeniero naval que llegó desde Buenos Aires, Miguel Rapa.

El profesional comentó a la prensa que en principio hubo que completar toda la documentación técnica faltante del proyecto, verificando parámetros de la condición estructural del barco.

“Las condiciones eran buenas y se hicieron algunas modificaciones menores, además del replanteo de todos los sistemas funcionales; es decir lo que tiene que ver con bomba de achique, lastre, sistema de incendio, sistema eléctrico, tuberías de combustible y de aceite hidráulico”, precisó.

Por otro lado se calculó todo lo relativo a las cuestiones de estabilidad y seguridad general, tras lo cual se le incorporó equipo de radio, sonar, computadora de a bordo y balsas salvavidas, entre otros elementos complementarios.

La tripulación será de cinco personas, incluyendo al patrón, y se estima que la primera zarpada a zona de pesca se producirá en enero.

El “Don Julio I” finalmente fue depositado en el agua del puerto Caleta Paula y quedó junto a otra veintena de barcos de la flota de costa, en medio de encontradas sensaciones de alegría y expectativas de sus propietarios, amigos y el resto de la gran familia pesquera caletense.

Artículos Relacionados en Caleta Olivia

  • image
  • image
  • image
  • image
  • image
  • image
  • image

InfoSUR en Twitter

Copyright Info Sur Caleta Olivia © 2017 Todos los Derechos Reservados.